TRADUCTOR

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

¡¡Sorteo 6º Aniversario!!

¡¡Sorteo 6º Aniversario!!
Hasta el 11 de Enero de 2018

viernes, 22 de febrero de 2013

¿Hacemos palomitas? - Mamá


Ficha Técnica

Título original: Mama
Año: 2013
Duración: 100 minutos
País: Canadá.
Prodctora: Coproducción Canadá-España
Director: Andrés Muschietti
Guión: Andrés Muschietti, Neil Cross, Barbara Muschietti
Género: Terror



Sinopsis

Hace cinco años, el mismo día en que su madre fue asesinada, las pequeñas Victoria y Lilly desaparecieron en el bosque. Más tarde las encuentran su tío Lucas y su novia Annabel. Entonces comienzan una nueva vida, pero pronto descubren que alguien o algo misterioso las sigue arropando por las noches.


Trailer






Opinión Personal


Guillermo del Todo suele hacer buen cine. Anteriormente trajo No tengas miedo a la oscuridad (pinchar en el título para ir a mi crítica) que me pareció realmente buena, El laberinto del fauno, y las dos entregas de Hellboy, de las cuales me encantó sólo la segunda (y sigo esperando la tercera...)

Mamá es de las mejores películas de terror que he visto en bastante tiempo, aunque es cierto que recurre al "susto fácil", pero no por ello es menos original. Voy a profundizar...



La película arranca con fuerza: un hombre, acompañado de sus dos hijas, conduce muy nervioso por una carretera nevada, lo que provoca que acabe saliéndose de ella para estamparse contra un árbol. Poco después, algo acaba con su vida (una sombra borrosa) y las niñas se quedan completamente solas. 
El inicio no llegará ni a 10 minutos, pero en ellos Muschietti demuestra su habilidad para crear tensión e intriga.

Entonces saltamos varios años en el tiempo para ver cómo el tío de las niñas, encarnado de nuevo por Nikolaj Coster-Waldau (Lannister en Juego de Tronos), finalmente las encuentra y ahí empiezan los problemas por la custodia.

Desde mi punto de vista, la trama es buena y original. La historia funciona en su primera parte, hasta que cae en los tópicos propios de este tipo de películas: recurrir al personaje de tía Joan que amenaza con llevarse a las niñas, el doctor que se mueve por avaricia, o las manchas en las paredes de la casa... Todo esto ya lo hemos visto anteriormente y no logra que mantengamos el mismo interés que en el prólogo. Pero la habilidad de Muschietti tras las cámaras, con planos realmente inquietantes, logra que la intensidad recobre fuerza poco a poco. Gracias a él, Mamá es una película bella visualmente y muy tenebrosa.



Nos encontramos ante una historia sobre las complejas relaciones que se establecen entre madres e hijas. Observamos las reacciones de las niñas al volver a la normalidad, su relación con Annabel, o la presencia fantasmal. La película no sólo se centra en el espíritu, sino que nos muestra  la transformación de Annabel a medida que su relación con las niñas se va afianzando; el principal hilo argumental es la evolución que sufren las tres.


El reparto está encabezado por Jessica Chastain, una joven morena, rockera, independiente y despreocupada que, de la noche a la mañana, se tiene que hacer cargo de dos niñas medio salvajes; un papel de madre que no deseaba ni de lejos.  Isabelle Nélisse y Megan Charpentierm, que interpretan a las hermanas, actúan fantásticamente para tan corta edad.

Como ya he mencionado, Nikolaj Coster-Waldau es el tío de las criaturas, pero su personaje no aporta mucho a la trama... 


En estas películas siempre ocurre que "la mujer" es la que ve cosas raras y la tachan de loca, mientras "el hombre" es el pasmado que nunca se percata de nada hasta que es demasiado tarde. Y me da rabia que aquí tampoco  hayan cambiado este tópico.

Uno de los aciertos de la película es no mostrarnos a Mamá en ningún momento, sino darnos retazos de ella para que nosotros armemos el puzzle; sus escenas son verdaderamente espeluznantes. Cuando se revela por completo, el asunto pierde su magia... Tiene bastantes sustos, no tanto como otras películas de miedo que te hacen saltar de la butaca, pero hay unos cuantos que no te esperas. Recurren al viejo truco de ponerlo todo en silencio y asustarte con un golpe fuerte de sonido, por esa razón era fácil prever dónde iba a aparecer el fantasma, pero no siempre seguían esa regla, de ahí que algunos sustos sí me hicieran encogerme en el sitio.

Por desgracia, Mamá no consigue explotar todo su arsenal: hay escenas muy conseguidas con grandes efectos visuales (el fantasma está curradísimo y da repelús mirarlo), pero están demasiado desperdigadas. En el final no apuestan por escenas sanguinolentas, lo cual se agradece, y se centran en un enfoque más íntimo; un cruce entre lirismo y terror.

Para los amantes del género, les parecerá una película muy entretenida, perfecta para sentir ese cosquilleo en los brazos cuando te invade el miedo, y podremos dormir sin sufrir ningún sobresalto nocturno.

Saludos ;)

2 comentarios:

Zhiara dijo...

No soy de películas de miedo, pero estoy por verla porque por lo visto no está gustando mucho por eso que dices que no han sabido explotar todo su arsenal
Un beso

Margaramon dijo...

El terror no es lo mio, no voy a ver esta peli.
Besos